5 abr. 2010

The Last House on the Left (1972)


Estados Unidos, 70's. Mari es una chica alegre que vive con sus padres y está  por salir a festejar su cumpleaños número diecisiete junto a su amiga Phyllis. Ambas chicas deciden ir a ver a una banda llamada Bloodlust, pero en el camino se detienen para comprar algo de droga y pasarla mucho mejor. Sin saber nada, las chicas preguntan a un chico que se encuentra parado afuera de una casa si tiene algo de hierba, el chico las invita a pasar y ya adentro, las chicas se dan cuentan que su diversión ha acabado. En manos de tres despiadados hombres y una mujer con apariencia de animal, las chicas serán sometidas a todo tipo de vejaciones durante las próximas horas. Después de que éstas personas han saciado sus placeres más obscuros y criminales, hacen una visita en la última casa de la izquierda, misma casa en la que habitan los padres de Mari y es en dentro de esta casa donde comienza la verdadera violencia.



Wes Craven


The Last House on the Left es una película que te gusta ó te desagrada, pero de cualquiera manera te impactará. Dirigida por el distinguido Wes Craven, director de mucho peso en el cine que ha dejado su huella a través de los años con títulos como 'The Hills Have Eyes', 'The Serpent and the Rainbow', la ya famosa 'A Nightmare on Elm Street', y 'Scream' película que en los noventas le dio una perspectiva diferente al cine Slasher despertando la atención de las nuevas generaciones, pero, The Last House on the Left  -primer largometraje que dirigió Craven en 1972, producido por Sean S. Cunningham que ocho años más tarde dirigió otro clásico del cine Slasher, Friday The 13th- podría ser la películas más importante en la carrera de Wes Craven por diferentes razones. En primer lugar, y muy  a pesar de las continuas fallas técnicas, la descuidada dirección, el mal uso de las locaciones, las mediocres actuaciones, el limitado contenido del guión y una larga lista de errores que podría seguir mencionado, esta película tiene una fuerza abismal e impresionante que te atrapa, simplemente no puedes dejar de verla hasta que finaliza. 

Escena de 'The Last House on the Left'
A pesar de que es una malísima película que se ha convertido de culto, Wes Craven logra transmitir un mensaje importante sobre cómo afecta la violencia a diferentes sectores de la sociedad sin importar clase, género, credo, etcétera y de cómo tu mente puede llevarte a extremos para violentar al que te ha violentado. The Last House on the Left es una película clave para entender los inicios de este genero de cine y la evolución hasta la actualidad, en donde las películas actuales no alcanzan los parámetros que estableció esta película hace casi cuatro décadas. The Last House on the Left es una película perturbadora, si eres sensible te recomiendo que no la veas.









No hay comentarios:

Publicar un comentario