10 abr. 2010

Los hombres detrás del sol.

Cuántas atrocidades ha sufrido el ser humano para justificar los avances de la ciencia. Cuántos hombres, mujeres, niños, lactantes y ancianos han muerto para que el día de hoy gocemos de los beneficios de los avances médicos y tecnológicos. Miles de personas se han convertido en polvo bajo nuestros pies y quizás ni siquiera conocemos sus identidades o quiénes fueron, pero sí podemos asegurar que murieron por órdenes de alguien que estaba seguro justificaría sus muertes.

Reing in blood, un disco que popularizó a la banda Slayer, contiene una canción llamada 'Angel of Death' que alude a Josef Mengele, el famoso médico antisemita que estuvo a cargo de los experimentos utilizando judíos, que se realizaron en los campos de concentración en Auschwitz durante el apogeo del Tercer Reich. 

Es de conocimiento general que las muertes que ocurrieron en estos campos fueron innumerables, los ojos del mundo se colocaron en las consecuencias de la ideología de Adolfo Hitler, pero, de igual manera, en Japón estaban ocurriendo hechos similares en el Escuadrón 731 que tenía como líder al General Ishii en las fuerzas del Ejército Imperial Japonés. Japón y China habían mantenido conflictos durante la segunda guerra mundial, por lo que Japón desarrolló una serie de experimentos para probar armas biológicas y la resistencia del hombre en la guerra que pudiese afectar, alterar o mejorar su supervivencia. Japón tomaba como rehenes a civiles y soldados chinos, desde niños, mujeres o ancianos para realizar experimentos con ellos. Algunos de los experimentos que se realizaban en estas fábricas que conformaban el Escuadrón 731 eran: la resistencia a las altas temperaturas muy similar al 'Congelamiento' que practicaban en Auschwitz, la extracción de órganos sin anestesia, y un sinfín de crímenes más.




Men Behind the Sun, es una película que en 1988 se estrenó con la finalidad de dar a conocer estos crímenes de guerra que ocurrieron durante la segunda guerra mundial. La película es de tipo documental en el que se explica de la manera más cruel y realista los hechos que sucedieron en el Escuadrón 731 con el fin de desarrollar y propagar armas biológicas en contra de los chinos. Este film es por momentos lento, pero tiene un buen desarrollo que te atrapa, los efectos especiales muy reales y podrían confundirse con que la película es Gore aunque está basada en hechos verídicos. Las actuaciones muy creíbles, tan creíbles que hay escenas que casi me obligaron a detener la reproducción de la película, por ejemplo, hay una escena en donde arrojan a un gato en un cuarto lleno de ratas y aproximadamente durante dos minutos se puede ver como el gato trata de sobrevivir a las ratas hasta que éstas terminan devorándolo y otra escena en donde a estas ratas las incendian. Escenas reales en donde se puede ver como asesinan a animales tal como se ha visto en otras películas como 'Holocausto Caníbal' o 'Nekromantik'. Paradójicamente, aunque el director de la película realizó este film crudo y realista con el fin de dar a conocer el lado más obscuro del hombre en contra del mismo hombre, su película contiene violencia en contra de los animales. Creo que ésto es lo más terrible de la película.
Escena de 'Men Behind The Sun'

Men Behind The Sun es una película indispensable para conocer este hecho histórico que acabó con la vida de miles de personas durante la segunda guerra mundial. Quizás no es la forma en cómo debería conocerse la verdad, -me refiero a los litros de sangre que verán en la película- pero estos litros de sangre y los efectos especiales que verán no se comparan con la realidad que es más dura y estremecedora.



Contraseña: By_MindFreak

3 comentarios:

  1. Mondo Cane inició todo, la "realidad" supera a la ficción!!!

    ResponderEliminar
  2. Esta pelicula es un espanto. La tuve que ver ya que estudio cineasta y casi me muero. No la pude tolerar. Lo peor de todo es saber que la realidad fue peor.

    ResponderEliminar
  3. Esta pelicula es un espanto. La tuve que ver ya que estudio cineasta y casi me muero. No la pude tolerar. Lo peor de todo es saber que la realidad fue peor.

    ResponderEliminar